loader image
Buscar
Close this search box.

Cómo motivarse en tiempos de pandemia

El secreto de encontrar las ganas de entrenar en la era del COVID-19 estaría en sacar a relucir, desde lo más profundo de nuestra psiquis, el espíritu de lucha, como así también el orgullo de ser deportista y el sentido de pertenencia a un grupo de running.

Así nos lo explicó el licenciado y profesor en Psicología Claudio Mario Delpodio (matrícula 1780), quien tiene una diplomatura en psicología del deporte y trabaja con atletas de las más variadas disciplinas como triatlón, tenis de mesa, natación, boxeo, rugby, hockey o gimnasia artística.

Cuando se hace difícil entrenar

Atravesamos más de 60 días de encierro casi absoluto, donde no pudimos correr o entrenar al aire libre y, si bien desde el lunes pasado lo podemos hacer, es en forma muy limitada.

¿De dónde saco ganas para entrenar?, es la principal pregunta que nos hacemos aquellos que estamos acostumbrados a grandes volúmenes semanales de trote al aire libre.

La verdad es que muchos nos la vimos en figurillas para hallar ganas de entrenar bajo techo, por lo que la parte psicológica jugó, y juega, un rol fundamental. Y también le agregamos el futuro: jugará, porque, ojalá no ocurra, en cualquier momento podríamos volver al encierro casi total.

Pero la parte psicológica seguirá teniendo un rol fundamental incluso no volvamos al encierro ya que empezamos los entrenamientos desde muy abajo porque nuestro físico ya no es el mismo de la pre cuarentena, por lo que también deberemos ser fuertes de cabeza para retomar la preparación de manera muy progresiva para no caer en lesiones.

Ante semejantes intríngulis es que acudimos a Claudio Mario Delpodio que, a pesar de su juventud, tiene una vasta experiencia en el trabajo psicológico de deportistas de todas las ramas.

A continuación, una columna de su autoría que no tiene desperdicio para los runners que queremos volver cuanto antes a ser los deportistas que fuimos antes de la pandemia.

Los atletas que están acostumbrados a correr al aire libre con grandes volúmenes necesitan estar muy fuerte psicológicamente para no perder la motivación en tiempos de pandemia. Foto: Facebook, gentileza Andy Salcedo Moyano.

“Ser un guerrero pacífico”

Por Claudio Mario Delpodio (*)

Podríamos empezar preguntándonos ¿Cómo le encuentro sentido a la actividad física en tiempos de pandemia?

La pandemia es una enfermedad que se extiende a muchos países o que ataca a casi todos los individuos de una localidad o región. Con motivo de dicha pandemia no se puede o está prohibido realizar actividad física en lugares abiertos. Es una situación inédita a nivel global para la humanidad. Lo inédito es que debido a la cuarentena los cuerpos en general se encuentran quietos. El aislamiento no sólo produce esto sino que además hay una falta de contacto físico y afectivo con otro ser humano.

Retomando la pregunta… encontrarle un sentido es encontrarle un motivo. La motivación es un estado interno que activa, dirige y mantiene la conducta de la persona hacia metas o fines determinados; es el impulso que mueve a la persona a realizar determinadas acciones y persistir en ellas para su culminación.  Podríamos diferenciar la motivación intrínseca o interna de la motivación extrínseca o externa. La motivación intrínseca es la que nos impulsa a hacer cosas por el simple gusto de hacerlas (por querer hacerlo). En cambio la motivación extrínseca se relaciona más en hacer las cosas para recibir alguna recompensa, como por ejemplo: dinero, una medalla, un trofeo, etc.

En el contexto de la pandemia se borran, se suspenden o se posponen los objetivos externos como podrían ser las carreras, competencias, maratones, torneos, etc. El aislamiento nos lleva a pasar mucho tiempo en casa; en lugares cerrados. En general la actividad deportiva tiene que ver con el afuera: con lugares abiertos, con el aire libre, con el parque… Podríamos relacionar entonces la motivación extrínseca con este afuera. Que en este momento está prohibido o no está permitido, es decir  está en suspenso.

Esto nos lleva a pensar que el desafío es encontrarle sentido a la actividad deportiva estando dentro de casa, por lo cual se podría relacionar con la motivación intrínseca. El empuje tiene que venir de adentro. Desde “la casa de cada uno”, es decir, de nuestra propia psiquis. Lo que nos  empuja es nuestra propia identidad, ya que el deporte forma parte de mí, de quien soy. La pertenencia es el otro empuje importante; como ser parte de un grupo de corredores, de un equipo deportivo, de un club, etc.

“Me identifico  como deportista y pertenezco al mundo del deporte”. A esto le podemos sumar un tercer empuje o motor, que es mi espíritu. Si hay algo que caracteriza a un deportista  es la “agonística”, es decir, el espíritu de lucha. Y a pesar de la pandemia… “La pasión y el amor por la actividad física y el deporte siguen intactos dentro de mí”.

En conclusión, la identidad, la pertenencia y el espíritu de lucha son los tres motores necesarios en un deportista en momentos de pandemia, es decir transformarse en un “guerrero pacífico” pese a la incertidumbre.

El psicólogo Claudio Mario Delpodio.

(*) Si estás interesado en consultas profesionales con Claudio Mario Delpodio lo podés hacer vía WhatsApp al 2615975311.

Foto de tapa: Facebook, gentileza Sofía Lazzarotti

Facebook: Fan Page Mendoza Corre (clikc acá para acceder)

Twitter: @mendozacorreok (click  acá para acceder)

YouTube: Mendoza Corre (click acá para acceder)

Instagram: @mendozacorreok

Compartí la nota

WhatsApp
Facebook
Twitter
LinkedIn
Email

Noticias relacionadas

Anterior
Siguiente

Claudio Pereyra Moos

Periodista por pasión, más que por profesión. Ultramaratonista de montaña que corre tras ideales: traspasar metas de carreras difíciles, trabajar por una sociedad más justa, viajar para conocer nuevos horizontes.
Suscribir
Notificar de
0 Comments
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios